Páginas

miércoles, 5 de octubre de 2016

El ego del lector y la lectura como afición









Desde que llevo en bloguer, no ha habido un mes en el que no se haya desencadenado una batalla campal en las redes sociales sobre qué leemos y qué calidad tiene. El patio de colegio se suele trasladar a Twitter (me encanta el salseo que dais los fines de semana) y a Youtube, ahora que Booktube está tan de moda, y podemos leer auténticas barbaridades (la de que leer es una moda me gusta especialmente) que no le hacen ningún favor al mundo de la literatura, mucho menos a los lectores. Hay defensores a ultranza de cualquier género y opiniones de todo tipo y es que los lectores (sí, tú también que te estoy viendo arrugar el morro) tenemos un ego demasiado grande y a veces se nos olvida que leer es una afición más que no nos hace mejores (ni peores) que el resto de personas del mundo. No por leer más somos más cultos, ni inteligentes, ni tenemos el derecho de recriminarle a una persona que no lee que ha de leer. O si está leyendo algun libro que a nosotros no nos ha gustado especialmente, directamente le echamos la cruz y lo condenamos diciendo que lo que está leyendo es una mierda (que puede serlo y soy la primera a la que se le llena la boca diciéndolo). Y el problema radica ahí. Que atacamos a otro lector en lugar de intentar encaminarlo hacia lecturas similares a las que suele recurrir y que pueden tener una mayor calidad o que simplemente han tenido un mayor recale en nosotros. Cuánto no cambiaría el asunto si en lugar de atacar, recomendáramos.
Creo que, la gran mayoría de veces, nos olvidamos de que un lector va creciendo conforme lee libros. Y me da igual el género y su calidad. No es una tacha leer juvenil, al igual que no lo es leer romántica (los pongo porque son los más perseguidos). Podemos empezar con un clásico, con un cuento o con la etiqueta del champú mientras estamos sentados en el trono de porcelana. Con el tiempo se va adquiriendo un paladar lector, por decirlo de alguna manera, y cuanto más se lee y más variado, mejor se sabe diferenciar entre lo bueno y lo malo y que, por supuesto, no tiene que coincidir con el gusto del resto del mundo. Se le llama tener criterio propio. Obviamente, todos hemos caído en lecturas que no teníamos en mente, pero que terminan siendo un bombazo (y tras cuyo éxito está una campaña publicitaria brutal) y es muy difícil resistirse a leerlos y tener una opinión propia, porque si hay que hacer una crítica mejor que sea desde el conocimiento, ya que nos ponemos. Y siempre tendremos a nuestra conciencia que nos dirá "mira que si alguien me ve leyendo esto" *y se lleva las manos a la cabeza*. En serio, da igual. En tu casa el resto de libros no te van a mirar mal.

Con todo esto lo único que quiero decir es que leáis. Cuanto más, mejor. Y si es variado, mejor que mejor. Leed lo que os encontréis por casa, lo que os recomienden, lo que veáis en el escaparate de las librerías, lo que tengan en vuestra biblioteca más cercana. De todo.

6 comentarios:

  1. Yo me he quejado de que en youtube casi todo lo que sacan es juvenil. No tengo nada en contra sólo que lo hubiera disfrutado más hace años y ahora busco otras cosas. Aunque no me da vergüenza decir que me encanta Harry Potter y lo quiero releer. Incluso puede que si leyera alguna de esas novelas "juveniles" me acabe gustando, no las cojo por prejuicio, porque también hay muchas malas novelas para adultos. La verdad es que leo por puro entretenimiento, no soy para nada una intelectual, incluso a veces me lo reprocho. Es como con la tele, la tele es para entretener, que hay gente que cuando le preguntan dicen que ven los documentales de la 2 y luego el índice de audiencia no coincide.Lo que si me ha pasado es que me miren raro por gustarme leer, los que sólo han leído los libros que le mandaron en el colegio no saben lo que se pierden, no lo saben.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto que booktube es una plataforma en la que abundan los canales que se dedican únicamente al panorama juvenil, pero están saliendo unos cuantos que tocan otros géneros más adultos y eso me da esperanzas. Claro que no hay que sentir vergüenza de haber leído un libro o otro. Yo misma me he releído Harry Potter el verano pasado y tan feliz :)
      Creo que el problema de la juvenil a veces viene de que el libro está en todos lados y lo venden como algo que no es. De ahí salen unas expectativas muy altas que no se cumplen y luego viene la decepción. En todos los géneros hay novelas malas y buenas, por supuesto. Y con algunas te llevas las manos a la cabeza y piensas cómo es posible que se haya publicado algo así, pero en fin, las editoriales son empresas y van a vender.
      Como ya he dicho leer es una afición. Se tiene o no se tiene. Es como salir a correr. Todo el mundo habla maravillas de ello, pero hasta que no lo pruebas pues no les haces mucho caso xD

      Eliminar
  2. Yo soy una snob. Lo admito.

    No critico los gustos de nadie, pero reconozco que leer un clásico o algo de mayor calidad literaria me deja mucho más que leer un best seller juvenil actual. Al menos a mí. Pero bueno, como digo, Leer no te hace mejor persona y hay gente que sí.

    Y eso sí es lo que es una lástima xDDD

    Nea

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cada uno lee por alguna razón y todas son válidas: por entretenimiento, por querer saber más, porque te llame la atención tal libro. Por lo que sea. Obviamente hay libros que calan mucho más en nosotros que otros, no tiene porque ser un libro desconocido o uno que esté en la lista de los más vendidos porque, ya te digo, cada persona es un mundo y el libro le puede aportar más o menos. Esto último también depende de lo que haya leído a lo largo de su vida, de ahí ese crecimiento lector por llamarlo de alguna manera.
      Claro que no te hace mejor persona. Ojalá xD

      Eliminar
  3. Bien dicho. Lo mejor es coger esas ganas de criticar y transformarlas en ganas de crear el mejor contenido posible sobre las cosas que de verdad te gustan. Ni te envenenas tú, ni envenenas a otros que están en su derecho de disfrutar en paz con lo que les apetezca. Por supuesto que todo es opinable y muchas veces son libros que se pueden criticar con multitud de argumentos, pero creo que eso es más fácil (y da más notoriedad) que centrarse en cosas positivas. Y aún peor cuando son géneros que ni te interesan ni lees. Además, me parece que los que realmente deberían recibir las críticas de todo ese salseo (si es que aún seguimos hablando de libros) son las editoriales. Pero eso sería para otro día :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que a veces hay tan mala baba y nos ensañamos tanto con algo que no sé, me parece una pérdida de tiempo, más allá de comentarlo y centrarse en otras cosas más productivas. Si las cosas caen por su propio peso...
      Uf, las editoriales. Me gustaría pensar que detrás de la publicación de un libro se han esforzado en ofrecer al público algo de calidad, pero luego te das cuenta de que son empresas (no quiero generalizar tampoco) y que van a ganar dinero, pero sí, eso es otra historia.

      Eliminar

Adelante, soy toda ojos O.O