Páginas

viernes, 21 de diciembre de 2012

Reseña: Fahrenheit 451







  

Fahrenheit 451
Autor: Ray Bradbury
Número de páginas: 220


Sinopsis: Fahrenheit 451: la temperatura a la que el papel se enciende y arde. Guy Montag es un bombero y el trabajo de un bombero es quemar libros, que están prohibidos porque son causa de discordia y sufrimiento. El Sabueso Mecánico del Departamento de Incendios, armado con una letal inyección hipodérmica, escoltado por helicópteros, está preparado para rastrear a los disidentes que aún conservan y leen libros. Como 1984, de George Orwell, como Un mundo feliz, de Aldous Huxley, Fahrenheit 451 describe una civilización occidental esclavizada por los medios, los tranquilizantes y el conformismo. La visión de Bradbury es asombrosamente profética: pantallas de televisión que ocupan paredes y exhiben folletines interactivos; avenidas donde los coches corren a 150 kilómetros por hora persiguiendo a peatones; una población que no escucha otra cosa que una insípida corriente de música y noticias transmitidas por unos diminutos auriculares insertados en las orejas.




Opinión personal: 

     ¿Seríais capaces de vivir en un mundo dónde la lectura está penalizada? ¿Dónde se os tachase de herejes y quemasen vuestros libros? ¿Podríais seguir viviendo en una civilización pegada a una pantalla hora tras hora y con un pinganillo que os retransmite noticias adulteradas y música que os mantuviese en un estado de letargo absoluto? ¿No?
     De todas estas preguntas parte Fahrenheit 451 una de las novelas que están en la lista de Premios Hugo a la que me apunte hace poco (y en otras tantas). Tal y como comenta la sinopsis, bebe y recuerda de otros grandes como "Un mundo feliz" y "1984" pero esta vez los protagonistas son los libros, aunque con una crítica a la sociedad muy velada. Montag, nuestro protagonista, es un bombero que se dedica a rociar con queroseno montañas de libros para que prendan y acaben convertidos en cenizas. Su "feliz" vida, junto a su mujer (enganchada a la tele) se ve trastocada con la llegada de una vecina que le formulará preguntas cuyas respuestas no se había planteado con anterioridad. Tras un incendio, uno de los libros que tanta discordia crea en el mundo cae en sus manos y la magia de las letras obra su efecto en él. 
     Su estilo no es grande, ni engancha ni hará que lo recuerde por ello, pero sí por el amor que se destila hacia los libros, hacia el conocimiento. La trama es bastante irregular pero se lo he perdona ya que ciertos párrafos han conseguido encandilarmente totalmente. Son bonitos, casi poesía. Nunca había gastado tantos post-it en un libro tan corto. 

"[...] Los libros eran sólo un receptáculo dónde guardábamos algo que temíamos olvidar. No hay nada de mágico en ellos, de ningún modo. La magia reside solamente en aquello que los libros dicen; en como cosen los harapos del universo para darnos una nueva vestidura. [...]"   

      No es difícil indignarse ante al falta de carisma de la mujer de Montag y sus amigas. Son el vivo reflejo de la sociedad en la que conviven. Ajenas a la naturaleza, caminan por el sendero establecido, con sus pinganillos en la oreja y continuamente pegadas a las paredes de su casa que hacen las veces de pantalla. Carentes de sentimientos hacia su entorno y hacia el resto de personas. 
     A pesar de que durante la mayor parte del libro se suceden escenas de quemas de libros, el final no deja de ser esperanzador. Quizá sea una de las cosa que más me ha gustado: ese pequeño rayito de esperanza para todos aquellos que amamos la letra impresa y que, seguramente y sin exagerar, seríamos capaces de arriesgar nuestro pequeño mundo para salvar un vasto océano de ellos. 

Sin lugar a dudas, Fahrenheit es una lectura muy recomendable si habéis caído en la fiebre distópica, si no os gustan los régimenes totalitarios o si os emocionáis cuando un personaje no agacha la cabeza como un borrego, despertándose y desafía lo impuesto. 
      ¿Qué os parece? ¿Lo habéis leído?

14 comentarios:

Catnip Lovegood dijo...

Hace tiempo que quiero leerlo, porque las distopías me gustan mucho. Y esta, en especial cuando me enteré del tema de la lectura y la cultura, me llamó por completo.
¡Gracias por la reseña! :)

Elilith dijo...

Pues no me llama mucho, pero después de esta reseña estoy cambiando de opinión :)


Letras de Andrómeda te desea Feliz Navidad.

Elilith.

Angie Sonríe dijo...

Mi profesora de literatura me lo ha recomendado y eso de que es distopía me llama mucho, así que quizás acabe leyéndolo :)
Besitos y gracias por la reseña ^-^

Freyja Valkyria dijo...

Hola guapetona!!!

Las distópias no son lo mío, aunque de vez en cuando algún libro de ese género llama mi atención... como en este caso ;)

La verdad es que tiene una pinta muy interesante... y lo de la prohibición de libros... uffff, eso ha despertado mi curiosidad.

Un besazo! ^^

Yaiza dijo...

Sí leí el libro, hace dos años más o menos. Para "literatura universal" podíamos escoger un libro para hacer un trabajo para subir nota y lo hice de este libro. Me gustó bastante, la historia me enganchó mucho. Es un libro totalmente recomendado :)
Un besito enorme.

PD: Estoy organizando un reto para el 2013. ¿Te gustaría apuntarte?

Laura Camaleón dijo...

Ahora lo quiero...¬¬.... ¡Te parecerá bonito! Qué indignante es cuando haces aumentar mi wish list pero es que me llama mogollón *-*

Hannah; dijo...

Hace tiempo que quiero leer este libro ya que vi la película en Filosofía y me gustó muchísimo :)

Nina dijo...

Tengo esta edicion pero de CRONICAS MARCIANAS!! este lo tengo de la biblioteca en comic, espero leerlo!

Miyu dijo...

¡¡Oh, Fahrenheit!! Lo leí hace muchísimos años y guardo un recuerdo muy bueno de él, me acuerdo que me gustó mucho la forma de narrar del autor. ¡Tienes que leer más ciencia ficción, sep!

Nahua dijo...

Hacia mucho que tenia ganas de leer este libro. Lo pedí para estas Navidades y así poder disfrutarlo de una vez por todas. Un beso ^.^

Rober dijo...

Pues mira, me lo apunto. Me encantó "1984" y casi todo lo que huela a distópico últimamente acaba cayendo en mis manos.

Un besito.

Angie Figueroa dijo...

Lectura obligatoria de mi colegio, por ende lo leí hace algunos años -no soy tan vieja eso si xD- y wow me encantó, Bradbury sabe escribir, es un visionario y es una obra lo que tenemos entre las manos, como me gusto este libro aunque su tema central fuera la quema de libros. Excelente lectura,
Saludos^^

Raúl Frías dijo...

Hola,

Una gran lectura, sin duda, pero para mí por debajo de la genial -y durísima- "1984".

Un abrazo :)

Alex Bayorti dijo...

Inmolar, demolar, estrangular.Farenheit 451 fue para mi una de esas novelas...de las que no quieres saber el final. Me deían; "ey estás tardando mucho en leerlo". 1 mes tarde. Las 29 últimas páginas fueron los 29 últimos días ;-)